Gran Canaria, pura inspiración primaveral

0 comentarios

Gran Canaria es uno de esos destinos que puede presumir de contar con uno de los mejores climas del mundo: suave y primaveral durante todo el año. Esto hace que podamos disfrutar de sus grandes atractivos en cualquier estación, incluyendo el invierno. Así que, si estás pensando en planificar con nosotros tu viaje a la isla en los próximos meses, ¡aquí te dejamos algunas recomendaciones!

Playas para disfrutar todo el año

Maspalomas

En toda escapada a Gran Canaria las playas ocupan un lugar importante en la lista de visitas. Maspalomas es, sin duda alguna, una las grandes joyas de las Islas Canarias. En este lugar, además de tomar el sol y practicar deportes acuáticos en playas como la Playa del Inglés, puedes disfrutar de las impresionantes dunas, la Charca –como la llaman los grancanarios– y el palmeral, que forman parte de esta Reserva Natural Especial. ¡Aventúrate en su arena dorada y diviértete como un auténtico niño!

La playa de Las Canteras también es una de le las que más te sorprenderá, al integrarse perfectamente con la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria. Con casi 4 kilómetros de extensión, 3.800 metros, podrás bañarte tranquilamente en sus serenas aguas gracias a “La Barra”, una barrera natural de arrecife que la protege del fuerte oleaje, y tomar el sol en su fina arena rubia. No olvides zambullirte y admirar su precioso fondo marino.

Para los que buscan paz, dos opciones: la playa de San Agustín y la de Meloneras. Ambas son perfectas para pasar un día en familia con la mayor intimidad. Además, en los alrededores de la primera hay una increíble zona de talasoterapia donde desconectar 100% de verdad.

Y para aquellos que disfrutan navegando, el Puerto de Mogán ofrece un ambiente marinero tradicional, playa de arena rubia, riqueza natural, muelle deportivo desde donde partir hacia el interior del océano… ¡La “pequeña Venecia” lo tiene todo!

Naturaleza para no aburrirse

El parque rural del Nublo

Si eres más de montaña, de paisajes verdosos y de practicar actividades al aire libre, en Gran Canaria también encontrarás un sinfín de posibilidades. Su rico patrimonio natural de increíble valor destaca por la singularidad de ecosistemas, su geología y su variedad de flora y fauna, que ha hecho merecedora a la isla de recibir el sello de Reserva de la Biosfera por parte de la UNESCO.

Algunos de sus espacios más renombrados son el Parque Natural de Tamadaba, el Parque Natural de Pilancones, el Parque Rural del Nublo, el Parque Rural de Doramas, la Reserva Natural Integral de Inagua y la Reserva Natural Integral del Barranco Oscuro, entre muchos otros.

En todos ellos podrás realizar tus deportes favoritos. ¿Te gusta la bici? Cuestas empinadas y parajes muy diversos te esperan. Si eres más de senderismo, intégrate sin prisa con la naturaleza de la isla a través de su red de caminos reales; y si prefieres escalar, grandes paredes y escenarios verticales se convertirán en tu gran desafío durante tu estancia en el territorio.

Existen múltiples empresas de turismo activo de gran nivel que te ayudarán a preparar tu actividad favorita de la forma más segura, incluyendo monitores especializados que harán más fácil la aventura que elijas.

Cultura, arte e historia en cada rincón

Catedral de Santa Ana

Se dice que Gran Canaria es un mar de culturas creado por el cruce de caminos que ha supuesto a lo largo de cientos de años.

Si quieres descubrir los secretos de los antiguos canarios, visita el Parque Arqueológico del Maipés, enclavado en el pueblo de Agaete. Se trata de un excelente recurso patrimonial declarado Bien de Interés Cultural por su alto valor arqueológico, en el que podrás observar un cementerio con cerca de 700 tumbas, recuerdo de los primeros habitantes de la isla.

También puedes recorrer con un guía el Museo y Parque Arqueológico de Cueva Pintada, en Gáldar, levantado sobre los restos de un poblado aborigen canario, que es el resultado de más de 24 años de excavación y conservación. Gracias a su increíble trabajo, podrás conocer con detalle casas, cuevas y pinturas indígenas.

Además, en cada ciudad y pueblo te esperan barrios históricos, monumentos, iglesias y museos dignos de admirar. No te pierdas la Catedral de Santa Ana en el barrio de la Vegueta de Las Palmas de Gran Canaria, con el Patio de los Naranjos y el Museo Diocesano de Arte Sacro, cuyas altas torres se divisan desde el mar y el aire; y su centro histórico, donde seguirás las huellas de la historia a través del Palacio Episcopal, el Ayuntamiento, la Plaza de San Agustín, la de Santo Domingo…

La Red de Museos de la isla también te sorprenderá y te contará todo sobre su pasado, mostrando momias prehispánicas, barcos antiguos, arte contemporáneo, obras de grandes escritores, pintores y músicos; cerámica aborigen, esculturas…

Gastronomía para chuparse los dedos

Papas arrugadas con mojo picón

No podemos poner fin a este blog sin hablar de su deliciosa gastronomía, elaborada con ingredientes autóctonos y de temporada, siguiendo las recetas más tradicionales y las más vanguardistas.

Entre sus productos más destacados se encuentran las excelentes carnes y sabrosos pescados del día, servidos con sabrosas salsas y acompañados de los mejores vinos con Denominación de Origen. Te recomendamos comenzar cada comida con su “enyesque”, aperitivos tradicionales compuestos por aceitunas aliñadas, papas arrugadas, mojo picón…

¡En Gran Canaria tienes mucho por vivir!

Dejar comentario

¿Qué opinas?

0 Comentarios