Mikonos

0 comentarios

Es, junto a Santorini, la isla griega más conocida, gracias a sus tres características diferenciadoras: un centro histórico precioso fácilmente paseable, variedad de playas con o sin beach clubs, y un ambiente nocturno que compite con la mismísima Ibiza.

Vista desde arriba del puerto viendo la bahía de Mikonos

Vista desde arriba del puerto viendo la bahía de Mikonos

Mikonos es una de esas escalas perfectas para los cruceros, porque lo puedes visitar a tu aire, dejándote llevar, evadiéndote por completo. Los barcos atracan en el puerto nuevo, desde donde nos desplazaremos a Chora en autobús de la naviera o en uno de los barquitos que hacen el servicio. Chora, capital de la isla, es un pueblo compacto y laberintico, totalmente pintando de blanco, con los ventanales o balcones en azul o rojo, donde puedes callejear sin sentido buscando los mejores rincones para sacar fotos, pero hay al menos tres zonas que debemos visitar.

Una de las calles blancas de Chora en Mikonos

Una de las calles blancas de Chora en Mikonos

El puerto viejo de Chora sería la primera de ellas, se trata de una playa de guijarros de forma curva, bordeada por un paseo lleno de restaurantes, donde cenar o picar algo en cualquier momento. Todavía se puede ver un pequeño mercado sobre la playa donde los pescadores locales venden su pescado fresco, y donde, quizás, el famoso pelicano Petros II, símbolo de la isla, se deje ver para deleite de turistas. Una pequeña capilla ortodoxa en la cabecera del muelle nos anticipa la devoción de los griegos por estas construcciones religiosas, que encontraremos por doquier en todo el pueblo.

Puerto viejo de Chora

Puerto viejo de Chora

El segundo punto de interés es la “pequeña Venecia”. Se trata de una callejuela en la parte opuesta al puerto, cuyas construcciones se han hecho directamente encima del mar, por lo que vistas desde las terrazas o la calita que hay un poco más adelante, recuerdan a las de la ciudad italiana. Es realmente un paisaje urbano muy original y fotografiable.

La "Pequeña venecia" Mikonos

La «Pequeña venecia» Mikonos

Y finalmente desde la pequeña Venecia llegamos a los míticos molinos de viento de Mikonos, subiendo una pequeña cuesta para llegar a ellos y para tener una vista fabulosa de la pequeña Venecia, Chora al completo y nuestro barco a lo lejos.

Famosos molinos blancos de Mikonos

Famosos molinos blancos de Mikonos

Pero Mikonos tiene mucho más que ofrecer para quien vuelva por segunda vez o busque planes distintos a pasear. Como decía al principio, su ambiente nocturno compite con la mismísima Ibiza, por eso algunos cruceros zarpan tarde de aquí o incluso hacen noche. El ambiente está en playas como Paradise Beach, una pequeña playa rodeada de clubs a pie de arena donde podemos pasar la mañana, comer, y a media tarde ya comienzan a bailar las gogos y sonar la música. Muy cerca está Paraga Beach con el precioso club Skorpios, y algo más allá Super Paradise. Lo cierto es que, en cada cala, en cada rincón del sur de Mikonos encontramos impresionantes beach clubs llenos de gente joven y guapa con ganas de divertirse. Para llegar a las playas puedes contratar un taxi o alquilar una moto por muy poco dinero. Procura recordar la hora de regreso al barco, el tiempo en estos lugares pasa volando.

Una de las calles del puerto durante la noche, Mikonos

Una de las calles del puerto durante la noche, Mikonos

Si tu interés es mas arqueológico y cultural, puedes hacer una visita a la Isla de Delos, a una media hora en barco. Es una de las islas griegas más pequeñas, pero fue un importante santuario griego y actualmente es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. El Templo de Apolo, el Camino de los Leones o el museo arqueológico son algunos de los puntos de interés y te será fácil llegar gracias los frecuentes barcos que conectan ambas islas.

"Isla de Delos"

«Isla de Delos»

Reserva Ya tu crucero por Mikonos en Logitravel!

Dejar comentario

¿Qué opinas?

0 Comentarios