Guía básica para convertirte en un trotamundos

0 comentarios

La vida es como una carretera, deseo conducir por ella toda la noche”, así lo expresa la banda Rascal Flatts en su canción Life is a highway y en pocas palabras el grupo norteamericano logra captar la esencia de un trotamundos, ese aventurero que combina la vida con su pasión por viajar.

En los tiempos globalizados por los que atraviesa el mundo, conocer otros lugares ya no es una necesidad, es un arte. Quienes no ven límites a la aventura y para quienes no existen fronteras sino otro destino, son llamados los artistas del camino. Si quieres ser uno de ellos hay varias cosas que debes aprender.

  • Buena actitud y disfrutar de las pequeñas cosas que te ofrece el camino

Ante todo, lo más importante que debes saber de un trotamundos es la actitud. Todo aquel que pretende escalar una montaña, nadar en el mar, comer exquisiteces exóticas, bucear en las profundidades marítimas y más, debe tener un espíritu aventurero, lleno de disposición para aprender del camino y enfrentarse a lo que venga.

Una buena actitud es tu principal herramienta para empezar la aventura. No sabes qué o con quién te encontrarás en el camino, así que debes mantener siempre la mente positiva para lograr llegar a esos destinos soñados sin desgastar ánimos. Recuerda que la intención es disfrutar de la carretera y celebrar el destino en el camino.

  • Planifica tus metas y tendrás siempre motivos por los que seguir adelante

El trotamundos además de optimista y positivo debe ser determinado, pero flexible al cambio de los vientos. Al escoger un destino, no debe perder de vista su meta, sin embargo, tiene que estar atento a los cambios de última hora; una tormenta que retrasa el vuelo, el guía de la montaña está indispuesto o algún imprevisto que parece estropear los planes no puede afectar la determinación de conocer lo nuevo y cumplir con esta aventura (que en ocasiones no es la meta, sino el trayecto).

Una amplia zona de aprendizaje es necesaria para disfrutar de la aventura, quien desea aprender de todo aceptará el viaje tal cual el destino lo haya preparado para él y el recorrido será una experiencia inolvidable que además dejará una valiosa enseñanza. El trotamundos debe anhelar comer, tocar, sentir, respirar y ver cosas diferentes, detalles que irán alimentando su memoria de excelentes vivencias y de mucho material artístico para la vida.

  • Lleva siempre música encima, te ayudará a levantar el ánimo

La música es una herramienta indispensable para un apasionado del viaje. Debe preparar su reproductor de música portátil o celular con el mejor material musical para acompañar los momentos de descanso. Mientras hay un espacio de quietud en medio de la aventura, el trotamundos recopila lo vivido y lo complementa con su estilo particular.

  • La relación con la gente del lugar es la base del viaje

Un artista del camino, busca además dejar algo de él en cada lugar. Por eso la gente que conoce es importante, pues lo mejor que puede aportar es un poco de su cultura en otros sitios a través de la conexión con aquellos que conoció en los diferentes destinos. Si quieres ser un trotamundos, no olvides el enlace con la gente.

Además de fotografiar monumentos, escalar maravillas naturales y vivir aventuras, el viajero entiende que la belleza de los destinos está en disfrutar también de su gente y su cultura propiamente. Para el trotamundos no existen los llamados “choques culturales”, pues su receptividad y capacidad de aprendizaje está tan abierta que no ve barrera cultural que le impida disfrutar del viaje. Generalmente se llega más rápido a un destino si se viaja solo, pero en ocasiones la compañía hace del viaje y de la aventura una experiencia maravillosa, siempre y cuando ese acompañante tenga el mismo espíritu aventurero y las ganas de aprender que tú.

¿Maletas, herramientas y comida? Eso tu intuición y espíritu de aventura te lo dirán. El trotamundos viaja ligero, pero con lo necesario. Si deseas convertirte en este artista del camino toma estos consejos y conduce por la carretera de la vida todo el día. Viajar es un arte, vívelo, créalo, disfrútalo.

Dejar comentario
Etiquetas: , ...

¿Qué opinas?

0 Comentarios